Concéntrico vs Red

concéntrico

Me encuentro en Londres, estaré trabajando desde aqui unos meses con mis alumnos a distancia y en mi tesis. Estoy disfrutando lo que la Open University UK puede ofrecer, pero sobre todo lo que esta ciudad y lo que la calma que aporta el cambio de escenario me permiten.

Estos días me descubro fotografiando algunos rincones de esta tumultuosa, multiétnica y demencial ciudad. Algunas de estas imágenes me hacen reflexionar acerca de la educación, del aprendizaje, del modo en que construimos relaciones, comunidades, y en general un poco acerca de todo.

De camino a casa hace unos días hice esta foto a la que bautizé en Instagram como “concéntrico” y me hizo pensar acerca de la Sociedad Red o Sociedad Digital y de cómo somos personas y aprendices perpetuos en este contexto.

Realmente la imágen no me hizo pensar “así somos” sino casi todo lo contrario. La foto representa una red con un único centro de referencia al que confluyen los cables, las comunicaciones de todos los vecinos de la calle. La perspectiva incluso podría dar la idea jerarquía puesto que los cables alcanzan el punto más alto del poste. Hasta llegar a este punto pueden verse claramente los escalones metálicos que permiten el mantenimiento de la estructura y que dejan la sensación de que puedan escalarse posiciones en la estructura.

No podemos decir que nuestra forma de comunicarnos y aprender se vea reflejada en la imagen. En lugar de tender a espacios concéntricos cada vez mas se tejen redes con varios nodos o puntos de conexión diferentes. Podemos establecer a través de la Red conexiones diversas, formar parte de grupos diferentes de personas en base a nuestros intereses en cada momento. Nuestros PLE´s se configuran de forma raticular y cambiante.

En estas estructuras la jerarquía no es necesaria, no está presente. Las personas que son referentes en ciertas áreas de conocimiento o experiencia lo son por su dominio y sobre todo, su generosidad para compartir lo que saben. Cuantas más personas las tengan como referencia más conexiones con más personas desarrollarán, más prestigio ganan.

Pero si esto es así, ¿qué está sucediendo en las instituciones educativas?, en los colegios, los instituos, las universidades… a menudo se mantiene una estructura concéntrica como la de la una imágen. Un único nodo central con el que conectar, una diferenciación jerárquica. El docente,  el plan de estudios, o el aula como postes que centralizan el proceso de aprendizaje. Hasta los campus virtuales siguen centralizando el proceso para mantenerlo controlado. ¿Ese debe ser el objetivo esencial de las instituciones?: controlar el proceso de enseñanza, porque el de aprendizaje no se puede controlar completamente. Al margen o a pesar de estas instituciones el aprendizaje no sigue estas limitaciones, estos sistemas de control.

Las comunidades de aprendizaje ya no se limitan a un espacio físico (el ágora, la plaza, el bar..) sino que se deslocalizan, expanden sus límites y se configuran de forma más flexible… pero además de deslocalizarse, se desintitucionalizan, suceden al margen de las academias a menudo en contraposición a lo que sucede dentro de las instituciones, como forma de revelión o de forma natural no en forma concéntrica sino en red.

Seguiré paseando por la ciudad, fotografiando sus rincones, reflexionando…

 

 

 

Anuncios

Cultura digital ¿determinismo tecnológico?

Iniciamos la segunda semana del MOOC ”E-learning and Digital Cultures”  organizado  por  Jeremy Knox, Sian Bayne, Hamish Macleod, Jen Ross, Christine Sinclair  de la Universidad de Edimburgo  y accesible a través de Cousera.

En el curso se analiza la relación entre tecnología y sociedad desde el debate que impulsa una dinámica de videoforum. Cada semana se facilitan algunos vídeos cortos que sirven como referente para el diálogo acerca de la integración tecnológica en nuestras vidas.

La primera semana se centró en utopías y distopías acerca de la percepción de la tecnología como elemento determinante de nuestra vida social.

Los vídeos que me parecieron más interesantes fueron los siguientes:

Este vídeo refleja claramente como distopía la manera en que la tecnología se ensalza como un elemento mágico  con  poder ilimitado que es capaz de condicionar el comportamiento de las personas. Un aspecto interesante del corto es también el peligro que presenta la tecnologización para el equilibrio ambiental, es si me parece un problema lo suficientemente importante como para nos tuvieron que replantear como gestionarlo, y que en mi opinión está muy al margen de todo tipo de debate hasta el momento.

Este segundo vídeo sin embargo ilustra la parte más utópica. En el corto, que bien podría servir para explicar de una manera muy sencilla en que forma funciona la mensajería instantánea online, se ilustra la forma en que la tecnología es capaz de conectar personas de forma sencilla y cómo estimula una  comunicación directa y muy personal.

El debate semanal giró en torno al determinismo ¿Es la tecnología quien nos condiciona? ¿Somos nosotros quienes la condicionamos?. En mi opinión el condicionamiento es mutuo. Tal y como defendería Pierre Lévy, la tecnología es un producto social. No somos efecto de la tecnología, sino que hemos creado la tecnología para poder desarrollarnos en algún modo. Si bien es cierto que a menudo la relación  también se produce a la inversa y  con frecuencia modificamos nuestros comportamientos en adaptación a la tecnología. Pero en mi opinión es una adaptación mutua, que no siempre equitativa.

Para ilustrar la perspectiva más utópica de este determinismo se utiliza este otro vídeo en el curso.

Lo cierto es que el curso está resultando estimulante. En esta segunda  semana que comienza nos centraremos en analizar de que modo se llevará a cabo la integración tecnológica en el futuro.

De momento, un vídeo para abrir boca:

En breve os comentaré que tal termina la semana.

TIC, TAC , TEP

Created by Knewton and Column Five MediaLeyendo el blog de Dolors Reig me he encontrado un nuevo término para referirse a las tecnologías, especialmente con las que tienen que ver con la Red. Se trata de TEP o tecnologías para el empoderamiento y la participación.

Recordemos que el término TIC (tecnologías de la información y la comunicación) pasó a la historia (o debería) con el surgimiento de la web 2.0. La posibilidad de participar activamente a través de Internet creando y compartiendo contenidos le quitaba a la Red la exclusividad de su tarea informadora. Ya no son las tecnologías las que informan a través de los portales o medios de comunicación online, todos somos informadores, creadores, al menos en potencia.

De ahí que comenzara a hablarse en entornos educativos de TAC (tecnologías para el aprendizaje y el conocimiento), término que completaba mejor la forma en que se usan o deberían usarse las tecnologías.

Tras las movilizaciones a nivel mundial contra las medidas económicas y  políticas que limitan es Estado del Bienestar, todas convocadas, promovidas y alimentadas en las redes sociales, el término en un contexto sociocultural de TIC se queda pequeño, y el término TAC aunque válido no le otorga especial relevancia a la participación de las personas (de su aprendizaje, de su comunidad… etc). Por ello Dolors Reig habla de TEP (tecnologías para el empoderamiento y la participación).

Lo realmente importante para que el aprendizaje y el conocimiento puedan desarrollarse es que las personas participen activamente interaccionando con otras personas y con otros recursos que sirven no solamente proveer de información sino también para reflexionar de forma crítica y construir de forma creativa algo personal, que va más allá del aprendizaje, ese algo, es uno mismo.

En esta línea están las llamadas “Flipped Clasrroom” inspiradas por  la Khan Academy, que consisten en darle la vuelta a las clases, es decir que lo que antes era trabajo individual o grupal de aplicación a realizar en casa, ahora se hace en clase. Y las actividades que se hacían en clase más relacionadas con la obtención y análisis de la información se hagan en casa. De ese modo en clase de participa activamente todo el tiempo y de forma más autónoma.

Podéis leer  más sobre esto en el blog de Pablo Bongiovanni o ver el siguiente vídeo en el que un profesor explica cómo ha llevado a su clase estas prácticas:

Flipped Clasroom

EL VÍDEO: RECURSO EDUCATIVO, DE EXPRESIÓN E INVESTIGACIÓN

La semana pasada comenzamos a trabajar con los recursos video-gráficos de aplicación didáctica. En este bloque de contenidos exploramos las utilidades educativas del vídeo y de la televisión.video

Comenzando con el vídeo, podemos definir distintos usos educativos que ofrece el vídeo en base a tres posibles situaciones:

A)Los alumnos crean vídeo

Para que los estudiantes sean capaces de crear vídeo y que esa creación tenga un fin educativo es necesario que dominen los conceptos básicos del lenguaje audiovisual y el método de trabajo necesario que se desarrollará en tres etapas:

1.Preproducción:

a) Configurar el equipo de trabajo: Es importante desarrollar esta actividad de forma grupal por su complejidad y para que pueda enriquecerse con distintos puntos de vista.

b) Elaboración de la idea y confección del proyecto: Plasmar por escrito la idea que se desea transmitir, las localizaciones en que se grabará, las funciones de los miembros del equipo ayuda en el desarrollo del trabajo.

c) Búsqueda de recursos técnicos necesarios: Deberán buscar cámaras de vídeo o fotos si desean hacer un vídeo mediante la técnica Stop Motion. También necesitarán localizar un software para utilizar en la postproducción. Avidemux puede ser la opción GNU y Windows Movie Maker o Imovie podrían ser las opciones privativas.

d) Confección del guión audiovisual o storyboard: Se les pueden mostrar ejemplos de ambas posibilidades y darles la opción a elegir a desarrollar una de ellas. Lo más importante es que tengan claro qué audio e imagen se mostrará en cada momento del vídeo.

e) Planificación de la grabación: Definir qué días se grabará, que recursos será necesario llevar o qué tiempo tomará para que no haya sorpresas.

2.Producción o realización: La grabación se desarrolla siguiendo el guión o storyboard elaborado.

3.Postproducción o edición:

a) Selección de secuencias a incluir en el vídeo: Desechando las imágenes tomadas mal enfocadas, de mala calidad que no sirven para el discurso que estamos elaborando o que no estaban previstas en el guión.

b) Incorporación de banda sonora o locuciones en audio. Puede utilizarse para ello Audacity. Hay que tener en cuenta de que esté sincronizado con la imágen. Para eso nos ayuda el guión elaborado.

c) Montaje final: Trabajando con el software seleccionado, o el que tengamos disponible se cerrará el proceso.

Una vez elaborado, podrá distribuirse online en canales como Youtube o Vimeo, en el campus virtual del centro educativo, facilitárselo a las familia o visualizarse en el aula solamente.

En este caso en que los alumnos son los creados, el vídeo sirve para:

  • Aprender el proceso de creación de vídeo

  • Aprender la materia, ya que tendrán que elaborar un vídeo acerca de un tema concreto de la materia

  • Investigar, ya que para elaborar el vídeo será necesario que busquen información o amplíen la facilitada en el aula acerca del tema sobre el que deberá tratar el vídeo. Para lo que tendrán que localizar, contrastar y seleccionar información adecuada.

  • Expresarse: El vídeo se sirve de un lenguaje concreto que facilita que los alumnos no sólo aprendan sino también que transmitan lo aprendido de una forma muy personal.

B) Los docentes crean vídeo

Los docentes pueden seguir el mismo proceso definido anteriormente para los estudiantes para elaborar un vídeo didáctico.

La única diferencia es que deberá acompañarse de un diseño instruccional, definiendo los objetivos educativos que persigue el vídeo y posibles actividades educativas relacionadas.

Además es recomendable elaborar una guía didáctica con toda esta información tanto técnica como educativa para que el vídeo pueda ser reutilizado adecuadamente.

Podéis ver un ejemplo la s etapas a seguir para la creación de un vídeo didáctico y de los contenidos que debería incluir la guía didáctica en la presentación en Prezi de este bloque de contenidos: http://prezi.com/sa_apkzpamrr/recursos-videograficos-de-aplicacion-didactica/

En este caso, el vídeo sirve como herramienta de aprendizaje que facilitará la comprensión de conceptos complejos, ayudará a definir actividades complementarias o ilustrará contenidos de escaso interés para los alumnos.

Otra opción es que el docente cree un vídeo pero con el fin de usarlo como herramienta de evaluación, grabando la actividad en el aula durante el desarrollo de una determinada actividad para facilitar que los alumnos se autoevalúen.

C) El vídeo ya está creado fuera del contexto formativo

Cuando utilizamos un vídeo que ya está creado y lo obtenemos por Internet, en una biblioteca pública o en la del centro educativo, el vídeo es también un apoyo, es decir, un recurso que puede ayudar al proceso de aprendizaje del mismo modo que el vídeo didáctico creado por nosotros mismos.

Aunque será importante darle un enfoque didáctico sino lo tiene.

Redes sociales

Cada vez surgen más redes sociales, algunas generalistas o tras específicas. Algunas segmentan más claramente al target de población al que se dirigen que otras. Surgen a lo largo de la geografía planetaria, son privativas o libres.

Para conocer un  poco más algunas de ellas os dejo este gráfico interactivo creado  por IRedes (personalmente echo de menos Feelsynapsis, orientada a la investigación, el conocimiento y la ciencia y  cargada de posibilidades, y n-1, que está siendo un espacio de participación ciudadano esencial):http://www.iredes.es/wp-content/uploads/2010/10/tiraredes.swf

El profesor desintonizado

Me sorprendí esta mañana durante mi lectura habitual de noticias y chismes variopintos acerca de el uso de la tecnología en la educación, con una noticia descrita con bastante esmero por Julián Ortega que habla de la renuncia de un profesor universitario de su cátedra.

Lo interesante de la noticia son los motivos que han empujado a Camilo Jiménez que así se llama el profesor y el debate que se ha despertado a lo largo y ancho de la Red acerca de los mismos.

Jiménez publica en uno de sus blogs su carta de renuncia, con un tono amargo y desencantado no por falta de gusto por su profesión sino por su falta de sintonía con la era digital actual, y sus estudiantes tan inmersos en ella.

La carta comienza por explicar el acto que tan sólo ha sido el detonante de la decisión del profesor:

“Un párrafo sin errores. No se trataba de resolver un acertijo, de componer una pieza literaria o de encontrar razones para defender un argumento resbaloso. No. Se trataba de escribir un párrafo que condensara un texto de mayor extensión. Es decir, un resumen. Un resumen de un párrafo. Donde cada frase dijera algo significativo sobre el texto original. Donde se atendieran los más básicos mandatos del lenguaje escrito –ortografía, sintaxis– y se cuidaran las mínimas normas de cortesía que quien escribe debe tener con su lector: claridad, economía, pertinencia. Si tenía ritmo y originalidad, mejor, pero no era una condición. La condición era escribir un resumen en un párrafo sin errores vistosos. Y no pudieron.”

A la vista de este comienzo sería fácil pensar que estos estudiantes son muy poco capaces, o se les exige más allá de sus posibilidades o no les interesa lo más  mínimo la tarea que se les encomendó. Jiménez  habla de ellos y sus carencias de forma generalizada lamentándose de que hay ciertas capacidades que esta generación digitalizada ha perdido irremisiblemente:

“Lo que han perdido los nativos digitales es la capacidad de concentración, de introspección, de silencio. La capacidad de estar solos. Sólo en soledad, en silencio, nacen las preguntas, las ideas. Los nativos digitales no conocen la soledad ni la introspección”.

Me resulta curioso que el profesor piense que las idea surgen necesariamente en soledad cuando ahora está más de moda que nunca hablar de pensamiento colectivo, colaboración y cooperación.

Creo que tiene razón en parte. Nunca tuve fe en los blancos y negros, soy más de matices. Por eso  pienso que tiene razón al decir que se ha perdido la capacidad de introspección. Es cierto que ahora  la comunicación se muestra más de puertas afuera y la reflexión íntima ha quedado relegada a la sombra. La era digital demanda seres sociales en redes sociales que se comunican, comparten ideas y son multicanal. No importa si lo que se comparte tiene un nivel  de profundidad aceptable.

Pero no creo que Jiménez tenga razón al decir que  las ideas sólo surgen en soledad. Según mi punto de vista debería haber un equilibrio entre ambas formas de comunicarse y generar ideas y es labor del docente ayudar a sus estudiantes a hallar ese equilibrio.

Sin embargo Jiménez no deja los balones en el tejado de sus estudiantes solamente, tiene la  honradez de saberse parte del problema cuando declara unas líneas después:  “Dejo la cátedra porque no me pude comunicar con los nativos digitales. No entiendo sus nuevos intereses, no encontré la manera de mostrarles lo que considero esencial en este hermoso oficio de la edición”. Y ciertamente al deducir que no son capaces de resolver una tarea tan sencilla porque no saben pensar por si mismos en parte es también porque “no supe invitarlos a pensar”.

Después de leer la carta de renuncia se queda un sabor agridulce. Dulce porque el profesor ha sido consecuente y al saber que no estaba cumpliendo con su trabajo de la manera adecuada  ha decidido abandonarlo de forma consciente.  Y agrio, porque es una pena que no haya sido capaz de poder realizar la labor más complicada y hermosa de un docente: sintonizar con sus alumnos.

Habría sido preferible que dando ejemplo a sus estudiantes pusiera  más empeño e intentara otras estrategias para ayudarles a pensar y a desarrollarse no sólo como futuros editores sino también como personas y ciudadanos. Tampoco sabemos que intentos hizo ni durante cuanto tiempo, pero si en ellos echaba en falta el compromiso, la inquietud y las ganas de mejorar no era esta la manera de estimularlo ni de dar ejemplo.

Esperemos que se quede es un caso aislado de fatiga emocional y mental para afrontar el reto de  sintonizar con los estudiantes y la sociedad actual.

Todo lo que usted siempre quiso saber sobre licencias en el mundo digital y no se atrevió a preguntar

El pasado 18 de noviembre, tuvo lugar, en el Instituto de Tecnologías Educativas, la celebración de la mesa redonda “Todo lo que usted siempre quiso saber sobre licencias en el mundo digital y no se atrevió a preguntar”.

El evento contó con la presencia e intervención de Antonio Muñoz Vico del bufete Garrigues y coautor del libro “El copyright en cuestión” editado por la Universidad de Deusto; Pascual Barberán de la Universidad de Alcalá de Henares; Ignacio Espejo, Jefe de Área de Asesoría Jurídica de la entidad pública Red.es; Oscar Sáez de Santamaría Abogado del Estado del Ministerio de Educación; Ignasi Labastida de Creative Commons España y Patricia Riera, Responsable de la Delegación Territorial de CEDRO en Cataluña.

Se puede ver la mesa redonda completa aquí:

1ª Parte
http://www.ite.educacion.es/modules/mod_simple_video_flash_player/jwplayer.swf
2ª Parte
http://www.ite.educacion.es/modules/mod_simple_video_flash_player/jwplayer.swf